Crítica: MORBID ANGEL “Covenant” (25 aniversario)

Banda:  Morbid Angel

Título:  Covenant

Año: 1993

País:  EEUU

Formato: Álbum

Duración: 41 minutos

Discográfica: Earache Records

Género: Death Metal

(9/10)

Pues sí, otro disco que nos hace 25 años, nada más y nada menos que los titanes MORBID ANGEL, consagrados no, lo siguiente para aquél verano de 1993 ya que los de Florida habían reventado la escena con obras como “Altar of Madness” o “Blessed Are The Sick“, dos discazos que si bien son considerados los mejores de su discografía no hay que menospreciar este cuarto álbum “Covenant”.

Suele ocurrir que la gran mayoría de bandas que destacaron a lo grande a comienzos de los 90’s fueron perdiendo fuelle disco tras disco, seguro que me comprendéis ya que puedo nombrar a cualquier banda estadounidense de la época, Deicide, Immolation, Malevolent Creation, Monstrosity y un interminable etcétera, eso sí hay bandas que lograron mantener la línea en discos posteriores a sus primeras obras, ahora mismo me viene a la cabeza Cannibal Corpse también.

Covenant” para mi parecer es el último “discazo” de MORBID ANGEL, he visto a lo largo de los años como la gente habla maravillas de todo lo posterior que han editado, a mi no me desagrada todo lo que vino después pero un disco de sobresaliente y del cual sea acérrimo es sin duda el trío “Altar” “Blessed” y “Covenant“, sin duda los tres discos a subir en el podio de su discografía.

Aquí tenemos a unos MORBID algo más tranquilos pero más maduros, más elegantes, con un Trey Azagthoth llevando como de costumbre todo el peso rítmico, esas guitarras diabólicas y retorcidas marca de la casa y esa cantidad de punteos metálicos recordando la buena época del Metal en la década de los 80’s. David Vincent en plena forma y un Pete Sandoval apoteósico, el trío de gala de la banda, esta vez ellos tres solos llevaron toda la grabación, enseguida contarían con otro refuerzo impresionante como mr Erik Rutan que se unió a la banda el mismo año de 1993 y que ya aparecería en otro buen disco como “Domination”.

Sin llegar a ser una de mis bandas favoritas, hay que tener muy en cuenta a esta época de MORBID ANGEL ya que su legado y su forma única de practicar Death Metal ha creado escuela y por discos como éste, son considerados lo que son, uno de los estandartes mundiales del Death Metal.

Como anécdota salieron dos temas de “Covenant” en la segunda entrega de la saga cinematográfica “Night of the Demons”, un verdadero placer escuchar estos temas con una danza de la diabólica y exótica Amelia Kinkade.

No hay mucho más que decir de “Covenant“, cualquier aficionado al género que se respete tiene que tener grabado en su memoria temas como “Rapture”, MORBID ANGEL en su mejor época, un disco editado una década después del nacimiento de la banda, 10 años mórbidos que nadie debe de pasar por alto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.